España se suma a la carrera por crear y diseñar el aerotaxi

Los aerotaxi de despegue vertical formarán parte de nuestra movilidad en pocos años

Tecnalia, un centro de investigación y desarrollo tecnológico ubicado en el País Vasco, desarrolló el año pasado el que se considera primer ‘aerotaxi’ autónomo de España y uno de los tres primeros de Europa.

La nave está provista de 4 drones y 16 motores pensada para para cubrir trayectos urbanos de un máximo de 15 kilómetros en unos 15 minutos, a 90 kilómetros por hora y, a una altura de 100 a 300 metros, en función de cómo evolucione la legislación vigente.

Este vehículo será un aerotaxi autónomo y será cien por cien integrable en la ciudad. También tendrá capacidad para soportar condiciones ambientales adversas.

Airbus tiene desarrollado un prototipo de lo que podría ser uno de esos coches voladores, Vahana, por ahora de una sola plaza.

Se trata de una aeronave totalmente automatizada, con ocho motores eléctricos y una configuración que le permite despegar y aterrizar verticalmente. Su velocidad de 190 km/h, reduce entre dos y cuatro veces el tiempo de viaje, comparado con un coche convencional.

La principal característica de los aerotaxi es su capacidad para despegar y aterrizar en vertical, junto con su propulsión multirrotor. La primera de estas características es compartida con helicópteros y aviones.

Taxi volador, la revolución de la movilidad urbana - The Drones Land

¿Cuál es la razón de desarrollar los aerotaxi?

La respuesta es seguridad. Los helicópteros han sido prácticamente prohibidos en muchas ciudades debido a su sensibilidad ante las turbulencias e inesperadas corrientes de aire cruzadas, muy habituales en los cielos urbanos.

Pueden cambiar de posición, en primer lugar para la propulsión ascendente y después modificar su posición para lograr el desplazamiento.

Esto les dota de una estabilización instantánea, muy superior a la de cualquier helicóptero. Incluso con varios motores fuera de servicio podrían seguir volando y aterrizando, no dependiendo de un único eje.

Su desarrollo es imparable. Están trabajando en este modo de transporte ingenierías aeronáuticas como Boeing, Airbus o Rolls-Royce, tecnológicas como Intel, compañías de distribución como Amazon o UPS y de transporte como Uber y Lift.

A ellos se suma el interés de la NASA  e innegablemente también el de las empresas armamentísticas y buena parte de los ejércitos del mundo, en estos aparatos denominados VTOL (Vertical Take Off and Landing, o despegue y aterrizaje en vertical).

¿Será solamente utilizado como vehículo? No, el aerotaxi se puede utilizar para el transporte urbano de mercancías o accesos rápidos en caso de emergencia.

Los drones ya se han mostrado su utilidad para el transporte de órganos, medicamentos y muestras, y este tipo de vehículos voladores son la siguiente evolución.

El futuro de la movilidad urbana

La compañía china eHang, especialista en movilidad aérea eléctrica, urbana y autónoma, ha obtenido el permiso en territorio español para realizar vuelos de prueba con el eHang16, un dron eléctrico y autónomo con capacidad para dos personas.

Sus diseños son muy diversos y su capacidad de transporte de pasajeros o mercancías también. Algunos se desarrollan para ser autónomos, es decir, vuelan sin piloto.

No todos los aerotaxi están pensados para ser eléctricos, con variantes como el Volante Vision Concept de Aston Martin quien, en colaboración con la ingeniería Rolls-Royce, propone motores eléctricos combinados con una batería reducida y una turbina de gas a modo de extensor de autonomía para proporcionar electricidad al motor. El hidrógeno está también presente en otros desarrollos.

Muchas compañías de automoción también están involucradas en el nacimiento del negocio. Roland Berger, una de las principales consultoras del sector aeronáutico, prevé que para 2025 estén ya en uso unos 3.000 drones de pasajeros, muy posiblemente pilotados.

A partir de ahí, la firma pronostica un crecimiento exponencial que hará que para 2050 unos 100.000 de estos aerotaxi se desplacen por nuestros cielos.

La movilidad urbana tiene sus ojos puestos en el futuro. Estudios internacionales revelan que a lo largo de la próxima década habrá vehículos sobrevolando ciudades de todo el mundo y estiman que el negocio del airtaxi moverá 32.000 millones de euros.

Este proyecto conseguirá acabar con el tráfico y la gran contaminación que provoca en las grandes ciudades. En The Drones Land estamos preparados para la incorporación de los aerotaxi de despegue vertical ya que son nuestro futuro inmediato.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *