Un estudiante de ingeniería aeronáutica crea un dron para rastrear el Covid-19

El joven Xolani Radebe, estudiante de ingeniería aeronáutica de la Universidad de Witwatersrand (Johannesburgo) ha diseñado un dron para rastrear el Covid-19 y facilitar la labor de detección de contagios de este virus.

Para detectar el coronavirus este dron incorpora una cámara térmica que identifica a las personas con temperatura corporal alta.

El primer caso de Covid-19 detectado en Sudáfrica a principios de marzo fue el detonante para que Radebe, de 21 años y alumno en tercer año de carrera, comenzara a trabajar en este proyecto

«La forma más barata de hacer esto era reemplazar la cámara de cualquier dron, pero cuando empezamos a ver lo que hacía, nos dimos cuenta de que el peso iba a ser demasiado y que la geometría alteraba algunas funciones del dron, así que dijimos ‘no, tenemos que cambiar el dron entero», dijo Radebe a la agencia Efe.

El dron puede volar sobre lugares con alta concentración de personas e identificar y aislar a quienes presenten una elevada temperatura corporal, uno de los síntomas asociados al coronavirus.

Al ser un vehículo aéreo no tripulado se puede utilizar en calles muy transitadas o durante eventos de gran afluencia, tratando de responder a las necesidades de países como Sudáfrica, donde el cumplimiento de la distancia social o el confinamiento total son medidas difíciles de aplicar.

«Cuando se introdujo el confinamiento en este casi país del tercer mundo, pero con reglas del primer mundo, pensé que en Sudáfrica vivimos muy juntos. Sí, podría funcionar durante una semana, pero el estilo de vida es diferente», dijo el joven.

Tras la detección los casos potenciales a través de la cámara térmica, las personas deben realizarse pruebas para confirmar si hay o no rastro del virus y, así, limitar las cadenas de transmisión.

Tecnología puntera al servicio de la salud

Debido a la alta virulencia del Covid-19 es necesario minimizar al máximo el contacto con las personas, razón por la cual los drones son la mejor herramienta debido a su capacidad de acción sin poner en riesgo a los operarios.

Radebe creó junto a cinco compañeros Rita Sibayoni Aviation (RS Aviation), una empresa especializada en la creación de drones que nació durante una visita a una exposición en 2018.

«Al principio solo me interesaban los motores, pero hablé de ello con mis amigos y me convencieron para empezar con algo pequeño. Empezar a diseñar cosas fáciles de construir y tener un mercado y, así es como empecé con los drones», explica Radebe.

RS Aviation se encuentra buscando financiación para llevar a cabo la construcción del dron para rastrear el Covid-19 debido a su alto coste de producción. El prototipo del dispositivo con los componentes para detectar personas contagiadas ronda los 5.000 euros.

Estos estudiantes también tienen diseños para usar estos aparatos en tareas como asistencia para incendios, apoyo a la policía o rescate y salvamento de personas.

Sin duda, esta pandemia está abriendo el uso de la alta tecnología para combatirla. Desde The Drones Land, apoyamos todos y cada uno de los proyectos aeronáuticos que tienen como objetivo ayudar a mejorar el día a día de las personas.

Juntos saldremos adelante ¡Este virus lo paramos unidos!

Publica un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *